11 de enero de 2015

Los muros que levantamos


Todos los días levantamos muros, un muro impide ver lo que pasa al otro lado, un muro impide escapar, un muro divide, un muro invita a ser derribado, a ser saltado, un muro protege, un muro da seguridad, parece que fortalece a quien lo pone. Las historias de muros se suceden en los acontecimientos de los pueblos y aún hoy los seguimos levantando. Los muros dan lugar a muchos sufrimientos. 

No sólo levantamos muros que se ven y se tocan, levantamos muchos más muros intelectuales, filosóficos, individuales y colectivos, de tribu, muros religiosos, intolerantes, muros de incomunicación, entre generaciones, entre iguales, entre distintos. Es triste, pero es así y sufrimos las consecuencias todos los días de esa falta de diálogo.



La East side gallery es un muro que permanece en Berlín de 1316 metros.  Artistas de todo el mundo lo pintaron hace más de 20 años, más de 100 pinturas de 118 artistas de 21 países como medio de expresión de los sentimientos que generaba el mismo. Así que no es un muro de graffitis normal. Después de la caída del muro, hoy este trozo entre el puente de Oberbaumbrücke y la estación de ferrocarril de Ostbanhnhof es una galería de arte al aire libre visitada por miles de personas. Muchas de las imágenes se han visto una y mil veces en los medios, pero otras han pasado más desapercibidas. Es una pena que muchas estén deterioradas pues ya se sabe que los graffitis incitan a volver a pintar encima para aportar un añadido, que en la mayoría de las ocasiones no aporta ningún valor y además de estropear un buen graffiti, pero es esa condición del "yo estuve aquí" y que quede plasmado, un momento de protagonismo.

Para mayor información pincha aquí.  
















No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si algo de lo observado te invita a comentar, puedes hacerlo. Será bienvenido.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...